‘Strikes back’: el único disco de Héctor Lavoe nominado al Grammy

  • 4
    Shares

El noveno y último álbum de estudio de Héctor Lavoe como solista se tituló ‘Strikes Back’, incluyó ocho temas y dejó para la posteridad siete éxitos que se convertirían en clásicos de la salsa.

Según cuenta el periodista Jaime Torres Torres en una reseña para fania.com, en marzo de 1986, Héctor y Willie Colón se reunieron para producir dos discos que debían traducirse en numerosas presentaciones y conciertos durante la década del 90.

“Canciones como ‘Loco’, ‘Ponce’, ‘Las flores del campo’, ‘Son los celos’, ‘Teléfono’ y ‘Contrato barato’ fueron depositadas en las manos de los arreglistas Marty Sheller, Louie Cruz, Javier Vázquez, Louie Ramírez e Isidro Infante”, detalla Torres Torres.

A inicios de 1987, Fania distribuyó el disco “Strikes Back”, cuya secuencia final de ocho cortesfue seleccionada por Hector, Willie y el presidente del sello, Jerry Masucci.

La producción estuvo a cargo de Willie Colón e incluyó los temas ‘Loco’, ‘Ponce’, ‘Taxi’, ‘Cómo no voy a llorar’, ‘Ella mintió’, ‘En el fiando’, ‘Escarchas’ y ‘Plato de segunda mesa’. Según Torres Torres, este último tema, composición de Tite Curet Alonso devolvió a Héctor a las ondas radiales.

En el disco ‘Héctor Lavoe Live’, publicado en 1997, antes de interpretar ‘Plato de segunda mesa’, el jibarito dice esto sobre su nominación al Grammy:

“Vamos a interpretar un número de mi nuevo long play que está nominado para los Grammys. Es la primera vez que un Lp mío se ha colado para los Grammys que este año serán en Nueva York. Se llama ‘Héctor Lavoe Strikes Back’, o sea, mete mano de nuevo”.

Los demás nominados

Strikes Back fue nominado en la categoría Best Tropical Latin Performance -conocida como Mejor Álbum Latino Tropical Tradicional- y para muchos, por tratarse de Lavoe, la calidad de la producción, las composiciones, los arreglos y la trayectoria harían ‘justicia’ con el Cantante de los Cantantes.

Los demás nominados para esa categoría fueron: Eddie Palmieri (La Verdad), Rubén Blades (Agua de Luna), Ray Barretto (Aquí se puede), Caribbean Express (Caribbean Express) y Celia Cruz y Willie Colon (The Winners).

La 30.ª entrega de los Premios Grammy se celebraría el 2 de marzo de 1988 en el Radio City Music Hall de Nueva York. La ceremonia fue presentada por Billy Crystal y televisada en directo en Estados Unidos por la CBS.​

Para esa noche, Whitney Houston, Michael Jackson, Los Lobos, Celia Cruz y Tito Puente, entre otros artistas famosos, interpretarían lo mejor de sus éxitos. Además, Rubén Blades estaría en la terna de presentadores de algunas categorías.

Al tratarse de un premio tan importante ¿habrá Héctor Lavoe asistido a esa gala? No existe registro gráfico ni audiovisual que así lo corrobore. Al parecer, el “Rey de la puntualidad” no lo habría hecho por una razón: entre febrero y marzo de 1988, es decir, días antes de la entrega del Grammy, se enteró que era VIH positivo.

La noticia, cuenta Jaime Torres Torres en su libro ‘Cada cabeza es un mundo: La historia de Héctor Lavoe’, “sumió al artista en un estado profundo de depresión, ansiedad y desesperación”.

Lavoe no se quedaría con el Grammy. El ganador de esa noche fue Eddie Palmieri con su producción La Verdad, considerada por muchos como uno de los mejores trabajos del prolífico pianista.

The Master & The Protege

Pese a no haber ganado, Strikes Back fue distribuido durante el periodo de mayor efervescencia de la salsa cosmética. “Hector fue fiel a la tradición de la rítmica y la narrativa salsera”, destaca Torres Torres.

Efectivamente, esa producción salió al mercado cuando Eddie Santiago, Willie González y David Pabón se alzaban como los nuevos reyes de la salsa sensual y erótica. El éxito en ventas reflejaban el éxito de la también denominada ‘salsa monga’.

“Mientras un Eddie Santiago vendía un cuarto de millón de discos ‘Atrevido y diferente’ y ‘Sigo atrevido’, álbumes como ‘Reventó’ y ‘Strikes back’, se encontraban lejos de vender esa cantidad”, asegura el periodista en su obra.

Aunque para Torres Torres de toda la discografía de ‘Strikes Back’ no es la grabación con mejor desempeño vocal del Jibarito, “este en cada interpretación entregó su alma. Y por eso este es un disco que no nos cansamos de escuchar”.

Pero ¿qué pasó con el resto de temas que se grabaron en esas sesiones que empezaron a inicios de 1986?

Héctor no pudo terminar de grabarlas debido a su mal estado de salud. El encargado de hacerlo fue Van Lester, luego del fallecimiento del Jibarito de Ponce en junio de 1993. Las canciones fueron incluidas en la producción The Master & The Protege, lanzado al mercado el 7 de diciembre de ese mismo año por el sello Fania Records.

Por: Antonio Alvarez Ferrando / tomado de Salserisimo Perú.

Más Contenido de Interés..

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *